Reto 5 líneas. Julio 2015

Este mes, a pesar de estar esperando el reto con ganas, me he retrasado un poco más de lo normal.

Lo tenía escrito hace días, tal vez más de una semana, pero tenía la intención de modificarlo y lo iba posponiendo aunque, cosas de la escritura, cada vez que he ido a retomarlo no he encontrado ninguna opción que me pareciese mejor, así es que al final, el que mando es el primer texto que escribí.

Una vez más, gracias, Adella Brac por el reto y por tu blog, Las palabras soñadas.

Espero que en agosto no  falten nuestras tres palabras para ese momentito de placer que supone para mí escribir el Reto 5 líneas de cada mes.

Las tres de este mes son: Escritor, Fácil y Lugares.

Siempre he pensado que ser escritor es, a menudo, una liberación. Es fácil dejarse llevar por la imaginación y recorrer a golpe de pluma, teclas o un simple lápiz lugares que, quizás de otra manera, jamás podrías conocer más allá de tus sueños. Y es bonito compartirlos, sentir ese hilo invisible que une a quien escribe con quien lee. Pero hay un lugar que no es fácil describir ni siquiera para un escritor: las entrañas y secretos de su propio corazón.

Reto 5 líneas. Junio 2015

Y llegó Junio. Tengo que reconocer que, de un tiempo a esta parte y aunque parezca mentira, cuento los días que quedan para que llegue el día 1 y conocer las palabras que tendremos como reto ese mes, y es que no me canso de decir que este reto engancha.

Fue para mí un descubrimiento el blog “Las palabras soñadas” de Adella Brac, y un regalo su Reto 5 líneas, consistente en escribir un micro relato de sólo cinco líneas que debe incluir  tres palabras elegidas al azar y que serán las mismas para todos los participantes.

Este mes, en mi reto,  he querido escribir sobre un tema polémico, un tema que diese que pensar… No digo más para no pisarlo, aunque me gustaría mucho conocer vuestra opinión sobre el mismo y agradeceré cualquier comentario.

Las palabras propuestas este mes son: Crecer, Temblar y Además.

La hemorragia no paraba de crecer y el dolor era tan fuerte que no podía dejar de temblar. Además, sentía frío, un frío que le helaba el alma y, por primera vez, tuvo miedo de morir. Aquellas palabras se habían clavado en ella, una tras otra, como afilados cuchillos, abriendo heridas profundas  de un dolor insoportable, heridas imposibles de cerrar. Luchó por sobrevivir, aferrándose a la vida, a la ilusión y al amor que sentía, pero inevitablemente desangrada, al caer la tarde, su esencia murió.

Reto 5 líneas. Mayo 2015.

 

Este mes no he podido esperar para disfrutar del “regalo” que supone para mí el sentarme a disfrutar del Reto 5 Líneas que cada mes nos propone Adella Brac desde su blog “Las palabras soñadas”.

Debo reconocer que, verdaderamente, siempre supone un reto para mí, pero un reto que cada vez disfruto más. Creo que imaginar, crear y expresar algo, por pequeño que sea, siempre es un estímulo, por eso espero esas tres palabras que nunca sé por qué camino me llevarán hasta que  me siento a escribir.

Este mes las palabras propuestas son: Pintura, poemas y temor, y aquí tenéis el resultado.

La pintura no era más que un instrumento que,  igual que sus poemas, le servía para expresar el temor que sentía de perder todo aquello que amaba.
Si en los versos eran las letras, cuando cogía un pincel, la paleta de colores daba rienda suelta a su mundo interior, y en sólo un momento, un lienzo en blanco cobraba vida propia, expresando en mil colores lo que su boca callaba. Así era ella, así era su forma de sentir, de amar, de reír o de llorar…